viernes, 1 de febrero de 2008 (Hace más de 2 semanas)

Ayer, jugando con la cámara en el comedero de gorriones de la terraza. Tomando un fotograma cada 30 segundos, entre las 8 de la mañana y las 8 de la tarde.
Cada fotograma se guardaba como un jpg con nombre: añomesdiahoraminutosegundo.jpg.
Por la noche, me hice un script con ayuda de ImageMagick dibuja un relojito en la esquina según la hora obtenida a partir del nombre del archivo.#!/bin/bash
#lee todos los jpg del dia de ayer de la carpeta donde se encuentre el script
for origen in `ls 20080131*.jpg`; do
#el archivo original no se modifica, se guarda una versión con prefijo pre
destino="pre_"$origen
#obtiene hora minutos y segundos (para las fracciones) a partir del nombre
hora=`echo $origen | sed -r 's/(.{4})(.{2})(.{2})(.{2})(.{2})(.{2})\.jpg/\4/g'`
minuto=`echo $origen | sed -r 's/(.{4})(.{2})(.{2})(.{2})(.{2})(.{2})\.jpg/\5/g'`
segundo=`echo $origen | sed -r 's/(.{4})(.{2})(.{2})(.{2})(.{2})(.{2})\.jpg/\6/g'`
#calcula el angulo correspondiente de la aguja de hora y minutero
angulohora=$(echo "scale=2;(360/12)*($hora+($minuto/60))"|bc)
angulominuto=$(echo "scale=2;(360/60)*($minuto+($segundo/60))"|bc)
convert $origen -fill "rgba(200,200,200,0.3)" -stroke black -draw "circle 300,220 300,205" -stroke "#000000" -strokewidth 2 -draw "translate 300,220 rotate $angulohora line 0,0 0,-10" -draw "translate 300,220 rotate $angulominuto line 0,0 0,-15" $destino
done

domingo, 23 de julio de 2017

Los cazadores me han robado una cámara de fototrampeo, una de estas pequeñas que me hacía destripando una cámara deportiva. De esto hace ya más de una semana, como hasta la fecha no he tenido noticias suyas doy la cámara por perdida. Os cuento lo ocurrido y cual va a ser mi respuesta (que espero dolorosa) y espero vuestra opinión en comentarios.

El pasado jueves 13/Julio instalé una de mis cámaras de fototrampeo en un bebedero para perdices que hay en la rambla de Perín (localización del bebedero en GoogleMaps). Es un bebedero abastecido por un depósito de agua de unos 100 litros que me gusta visitar en verano, cuando está ya todo seco no hay más agua que las fuentes de agua artificial, entonces son buenos lugares para ver y fotografiar aves. Gracias a estas instalaciones artificiales se descubren aves interesantes, como por ejemplo que en la zona crían los Escribanos soteños (Emberiza cirlus) un aves que apenas había visto antes en esa zona:

Al día siguiente, por motivos que no vienen al caso, me consta que dos cazadores en un todoterreno tipo pickup, de color gris y con el texto serigrafiado en lateral del coche de “Sociedad de Cazadores de Perin” visitaron el bebedero por la tarde para recargar el depósito de agua. La cámara no estaba ni mínimamente camuflada, simplemente apostada junto al charco a la espera de que algún pajarillo la activase. Confié (error grave presuponer buena fe a una persona cuya mayor afición es criar animales para poder matarlos) en que los cazadores la respetarían puesto que (saltaba a la vista) no era ningún “artefacto” dañíno a sus intereses o el entorno. Hasta el más analfabeto sabe hoy día reconocer una cámara deportiva y para lo que sirve.
El sábado fui a recogerla, y claro, no estaba. Ni por supuesto el trípode tipo “GorillaPod” que la sujetaba, ni los paquetes de pilas, ni el resto de cableado y electrónica.

Como sabía que la habían robado los miembros de la Sociedad de Cazadores “La Piedad” de Perín, Cartagena, me fui a su local en el local social de la AAVV de Perín el mismo sábado por la tarde a buscarlos. No había nadie de la sociedad, pero el cantinero me informó que al día siguiente había partida de caza y que muy probablemente estarían por allí durante la mañana. Así es que el domingo 16/Julio volví por la mañana. Saltaba a la vista que les había dado el recado y me estaban esperando.

Sigue leyendo…

miércoles, 26 de octubre de 2016

Por fin a llegado mi autorización para fototrampear en La Muela/Cabo Tiñoso (antes de que alguno se adelante: no necesariamente se actúa de forma ilegal sin esta autorización).
Efectivamente, dentro de un espacio natural protegido como puede serlo La Muela/Cabo Tiñoso es necesario tener autorización para fotografiar a su fauna. Si además son especies protegidas también hace falta fuera de los espacios naturales específicamente protegidos.
Mucha gente se extraña por el hecho de que para una actividad como el fototrampeo, tan ridículamente perjudicial para el medio, la fauna u otras personas, en la que ni siquiera el autor está presente físicamente en el monte y la que ni siquiera el animal llega a enterarse de que está siendo fotografiado. Máxime cuando a escasos metros de donde estamos fototrampeando a una especie hay instalaciones para cebar a fauna salvaje con objeto de matarlas.

Pero es así. Por eso, si algún día os pillan dándole de comer a las perdices para hacerles fotos lo mejor que podéis hacer al ser descubiertos es disimular y matarlas a golpes con la cámara. Ponerles de comer para hacerles fotos es ilegal, pero poner comederos/bebederos para matarlas está socialmente bien visto: “Nada, agente! no se preocupe!! aquí, deformando perdices con el gran angular!! No se preocupe, todo legal!!

Bromas aparte, como me consta que hay más de uno interesado en solicitar esta autorización os enlazo el documento PDF que he usado para realizar la solicitud y algunos campos a rellenar para evitar devoluciones/fallos desfavorables.

Sigue leyendo…

martes, 10 de mayo de 2016

La primera vez que vi un Lirón Careto me hizo mucha ilusión seguido de una frustración inmensa. Apenas lo percibí por unas décimas de segundo, lo suficiente para identificarlo y versentír como se metía debajo de la rueda del coche que conducía.
Para mi suerte fue la primera pero no la única ocasión que he tenido de verlos. Los lirones resultan simpáticos, para casi todo el mundo, incluso para quienes las ratas y ratones les producen un profundo rechazo un lirón careto se les antoja divertido.
Lirón saliendo al anochecer

Mucha gente se sorprende que en un paisaje tan árido y extremadamente seco como la sierra litoral de Cartagena haya Lirones, a los cuales asociamos con paisajes muchos más boscosos de encinares y monte mediterráneo, pero ciertamente y aunque la imagen que puedan dar esté más cerca de la que ofrece un jerbo del desierto, haberlos haylos y aunque no me atrevería a decir que son comunes, pero desde luego no es rara su presencia. Sólo es necesario conocer un poco sus costumbres, algunos rastros y buscar en el lugar adecuado.

Sigue leyendo…

martes, 13 de octubre de 2015

Ahora, en estas fechas, aprovechan unos individuos para repoblar el monte con Perdices rojas criadas en granjas. Son animales gordos y torpes, que apenas vuelan y se pasarán el invierno rondando a pocos metros algunos de los muchos comederos de trigo y los bebederos que los cazadores han repartido por diferentes puntos de su coto de caza.
Perdiz sorprendida

Las perdices que no mueran tropezando con alguna piedra o por algún corte de digestión y que consigan llegar al año siguiente morirán de un cartuchazo en un innesperado y sorprendente giro del significado de la expresión “amor por la naturaleza“.
Esto es básicamente lo que algunos llaman caza menor o actividad cinegética.
Dos perdices sorprendidas

Ya saben, amigos, si salen estos días al monte cuidado al doblar un arbusto, podría haber perdices, no las pisen.

jueves, 19 de febrero de 2015 (Ayer)

Normalmente sobre el mes de Octubre comienzan a dejarse ver por casa los Petirrojos. Ráramente algún mes de primavera o verano ha aparecido alguno, sospecho que alguna pareja ha criado excepcionalmente por aquí cerca (vivero municipal). Para esa época instalado un comedero en el patio que enseguida lo ocupan las Currucas cabecinegras, un colirrojo, un petirrojo y varios Mirlos. Este año la nueva mezcla para insectívoros ha tenido (y sigue teniendo) tal éxito que me he visto obligado a instalarla fuera del alcance de los Mirlos. Estos son extremadamente voraces y la mezcla que al resto les dura 14-15 días estos se la zampan en 2 días, pero sobretodo en el tiempo que están por casa son un auténtico tormento rompiendo y destrozando macetas y semilleros.

Curioseando por la cocina
Así es que me decidí a colgar la comida de una redecilla (cesta de cebollas) de tal manera que ahora se requiere cierta destreza para acceder a la comida. Los mirlos no la tienen, y el Petirrojo así-así. No se cuelga de la redecilla como hacen las currucas ni vuela tan bien como el Colirrojo para picotear la comida en vuelo (lo hace pero parece que le cuesta bastante más) así es que se la pasa correteando por el suelo y comiéndose lo que cae de la red cuando se posan las currucas. El pobre ha pasado de comer “a-dos-manos” a picotear los despojos que caen del árbol.

Sobre la fregaza que se escurre en la ventanaAhora se pasa el día entero en el patio, castigando a los insectos de la compostadora, limpiando las macetas y curioseando por entre la cocina en cuanto nos dejamos la puerta abierta.
Claro, de vez en cuando le silbo y le echo bolillas de comida que devora rápidamente.

Sigue leyendo…

Cuaderno de campo es un blog desarrollado y mantenido por Trebol-a y en el que escriben Trebol-a, Miguel, Merche y Mónica
Si quieres saber algo más sobre los autores acude a la página acerca-de, si quieres contactar con alguno de nosotros hazlo a través de contactar ó de Google+

Creative Commons: Todo el contenido de la web (imágenes, textos, vídeos, a excepción de aquellas obras de otros autores enlazados por Cuaderno de Campo) se acoge a los términos expresados en la licencia Creative Commons